Existen miles de especies de saltamontes en todo el mundo, todas pertenecientes a la familia de los cicadélidos. En movimiento rápido, pueden saltar hacia adelante, hacia atrás y hacia los lados, como un cangrejo. Los saltamontes adultos volarán rápidamente cuando se les moleste. Sus bocas especializadas les permiten chupar los jugos de las hojas, las hierbas y las frutas. Los saltamontes son insectos que maduran rápidamente, produciendo hasta seis generaciones por año. Algunas especies migran, otras hibernan y otras tienen una vida corta de semanas o meses.

Apariencia física

Los saltamontes son pequeños insectos que miden entre un cuarto y media pulgada de largo. Son delgados con una cabeza roma, y sus alas forman una forma de cuña sobre su cuerpo. Sus patas traseras tienen cuatro filas de pequeñas espinas que corren por ellas. La mayoría de los saltamontes son verdes o amarillos, pero su color varía según la especie, y muchos tienen marcas moteadas. Los jóvenes se parecen a los saltamontes adultos, pero sus cuerpos son más pequeños y no tienen alas.

datos sobre los saltamontes

Reproducción

Durante la primavera y el verano, los saltamontes inyectan sus diminutos huevos en las venas de las hojas o en los tallos. Sus ciclos de reproducción varían, dependiendo de la especie. Algunos huevos de saltamontes eclosionan en diez días, otros permanecen inactivos durante el invierno y eclosionan en la primavera. Las crías se alimentan de la planta huésped, permaneciendo en el envés de las hojas donde son menos notorios para los depredadores. Después de cinco mudas, en un período de 12 a 30 días, los jóvenes se convierten en adultos alados.

Hábitat y Depredadores

Los saltamontes se encuentran en climas templados, tropicales y subtropicales. Viven en bosques, desiertos, praderas, humedales, campos agrícolas y jardines. Los depredadores que amenazan a las saltamontes son las aves, los lagartos, las arañas, las avispas parásitas y otros insectos. Los saltamontes emiten un sonido suave y vibrante con paneles flexibles, llamados tímpanos, en la parte inferior de sus abdómenes. Inadvertido para los humanos, esta llamada de auxilio puede asustar a los depredadores, causando que dejen caer una saltamontes capturada.

Impacto ecológico

Los saltamontes dañan las plantas de las que se alimentan. Sus bocas chupadoras depositan una secreción de saliva tóxica en las hojas y tallos, causando la aparición de bultos blancos o amarillos. La quemadura de la saltamontes es cuando las hojas se vuelven amarillas o marrones por el daño de la saltamontes, causando un crecimiento atrofiado o la muerte de la planta. Algunos saltamontes portan y propagan enfermedades de las plantas, causando la devastación de los cultivos agrícolas y de ciertas especies de plantas. Las saltamontes son una importante fuente de alimento para los insectívoros.